Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

I’m OK.

“Notas de Lluvia” por Aysha Singing In The Rain.

Y a los buenos días, gentecilla de las redes. Hoy, para esta entrega redondita (número treinta), traigo un mensaje positivo. O no...

 

<<Okay, I'm okay alone;

dancing with myself when I let go.

Okay, I'm okay on my own;

me, myself and I in your echo.

 

 

Nobody but myself,

now no one can tell me how should I feel,

I'm free and I broke my arms in the air;

cause nobody's there to drive me down to stop me>>.

 

 

He dejado la letra original, sin traducir, por si a alguien le apetece. Yo, para no sobrecargaros mucho, voy a analizar el mensaje global: estoy bien sola, bailando conmigo misma; nadie puede decirme cómo debería sentirme, soy libre y tengo las manos levantadas, porque nadie puede frenarme.

Es un buen mensaje, ¿no? Al menos, nos bombardean con él a todas horas. Y está bien, que conste; pero… ¿cuántas de las veces que decimos esto es verdad? ¿Hemos aprendido realmente a ser libres y felices o es solo un cliché que repetimos como un mantra para ver si, por obra y gracia divina, llega el día en que nos lo creemos de verdad?

Y luego hay otra cosa. A base de querernos, a ratos, se nos olvida querer a los demás. Y, las más de las veces, tampoco es que nos estemos queriendo realmente. Así que, al final, poco y mal, como casi todo casi siempre.

ebo decir que a mí la canción me encanta y me da muy buen rollo, que no hago este análisis para tirarla por tierra; sino para haceros pensar.

El otro día leía un post en el que alguien decía que decimos poco <<te quiero>>. Y debe de ser cierto porque yo, personalmente, cada vez lo digo menos. No por nada, sino porque creo que hemos desvirtuado demasiadas cosas de tanto decirlas con la boca sucia y el corazón vacío. No por eso de demostrar más que decir; a estas alturas, ya sabréis que yo no soy de elegir si no es estrictamente necesario; I want it all and I want it now. Pero es eso, quiero que sea verdad y quiero a poca gente últimamente… Da perecilla el mundo…

Así que os invito a que os pongáis la canción, que da un buen rollo impresionante y nos invito (aquí me meto yo también) a que aprendamos a ponerla en práctica pero desde la sinceridad. Que, por supuesto, es muy buen mensaje ese de quererse mucho y bien; pero que también oigamos esa vocecita que nos recuerda que, aunque somos individuos independientes, también somos seres sociales y en el término medio esta la virtud. Y que, sobre todas las cosas, autoengañarse es una de las prácticas más absurdas que hay.

Buenos y analíticos días.

Publicado el 7 de julio de 2022
Entrada relacionada con

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

crossmenuchevron-down